Qué gastos se pueden deducir en la declaración de la renta en una farmacia

Con la llegada del mes de mayo, las gestorías comienzan a preparar toda la documentación para poder hacer la declaración de la renta del año anterior y es en este momento cuando pueden surgir dudas respecto a qué gastos se pueden deducir en la declaración de la renta en una farmacia.

Tienes que saber que existen algunos aspectos de tu negocio que puedes incluir en tu declaración para ahorrarte algo de dinero. A continuación, en este post de Arras Farma vamos a descubrirte todo lo que puedes incluir en la Renta derivado de tu vida laboral.

 

Aprender a calcular el rendimiento de tu farmacia

Para poder hacer la declaración de la Renta es imprescindible que sepas cuál es el beneficio anual que has ganado con tu farmacia. Para ello, deberás tener los ingresos por un lado y, por el otro, restarle los gastos que se generan por la actividad profesional. Existen dos métodos:

Método de estimación directa en modalidad normal

Deberás seguir este método cuando el importe neto de tus actividades anuales superen los 600.000€. Se deberá seguir este método cuando se renuncie al simplificado y, por tanto, es imprescindible que se presente la contabilidad tal y como apunta el Código de Comercio.

Además, debes saber que si sigues este método se te aplicará la normativa del Impuesto de Sociedades.

EN ARRAS FARMA TAMBIÉN HABLAMOS DE:
¿Es posible un concurso de acreedores en una farmacia?

Deberás calcular lo siguiente:

  • Volumen de ingresos totales
  • Gastos derivados de tu vida laboral (tienen que estar justificados)
  • Amortización
  • El rendimiento neto de tu farmacia previo
  • Reducción por el inicio de la actividad
  • Reducción por el ejercicio de tus actividades económicas
  • Rendimiento neto definitivo

 

Método de estimación directa en modalidad simplificada

Sin embargo, existe otro método más simplificado en el que puedes calcular tu beneficio anual. Se trata de una metodología que es voluntaria si el importe no ha superado los 600.000€.

Siguiendo este método no se necesita llevar la contabilidad tal y como apunta el Código de Comercio sino que bastará con que presentes los registros de los ingresos, gastos y la inversión.

En este otro post te descubrimos los impuestos de una farmacia para que sepas todo lo que deberás pagar para poder desarrollar tu actividad.

¿Cómo saber si un gasto es deducible?

Una duda muy frecuente cuando tienes una farmacia es saber determinar si un gasto es deducible o no. Para ello tienes que tener en cuenta lo siguiente:

  • El gasto debe ser necesario para el desarrollo de tu actividad
  • El gasto debe estar registrado en la contabilidad de la empresa

Si cumple estos requisitos, sí que podrás desgravarte estos gastos cuando hagas tu declaración. Algunos ejemplos frecuentes de gastos típicos de una farmacia son los siguientes:

  • Gastos del inmueble (préstamo, hipoteca, alquiler…)
  • Compra de existencias
  • Personal
  • Suministros
  • Gastos financieros
  • Amortizaciones
EN ARRAS FARMA TAMBIÉN HABLAMOS DE:
Qué impuestos soportan las farmacias

 

Otros gastos variables que también puedes desgravarte

Existen también otros gastos que también pueden incluirse en la declaración de la Renta como, por ejemplo, un seguro de amortización de un préstamo que lo has tenido que contratar debido a tu actividad económica.

También existen otros gastos que puedes deducirte como son los siguientes:

  • Gastos de desplazamiento: cuando el farmacéutico se desplaza al Colegio de Farmacéuticos o a cualquier otra entidad relacionada con su actividad
  • Gastos de vehículos: en el caso de que se tenga un contrato de renting se puede deducir este gasto pero se tiene que demostrar que el uso es profesional y no privado
  • Viajes laborales: los vuelos y los hoteles también pueden ser un gasto que puedes deducirte cuando estos viajes sean de índole profesional
  • Seguro de asistencia sanitaria: este gasto también puede deducirse con un límite máximo de 500€ al año

A modo de resumen…

Para terminar con este artículo, creemos que es interesante hacer un compendio de la información que te hemos detallado para que sepas exactamente qué gastos puedes deducir en tu declaración. Por lo general, tienes que saber que cualquier gasto que esté relacionado con la actividad de la farmacia es deducible pero, a continuación, te damos un completo listado:

  • Luz de la oficina de farmacia
  • Las compras a los proveedores
  • El teléfono
  • Agua
  • Gastos de la comunidad
  • Préstamos bancarios
  • Amortización
  • Sueldos de los trabajadores
  • Viajes de negocios
EN ARRAS FARMA TAMBIÉN HABLAMOS DE:
Cómo hacer la declaración de la renta en farmacia

Cuando hablamos de los gastos de “amortización” nos referimos al gasto de una compra que se ha hecho en un momento puntual pero que estará en uso durante más tiempo; este tiempo lo contempla Hacienda y te puede ir deduciendo igualmente este bien. Es el caso de los ordenadores, por ejemplo.

El resto de gastos deberán ser consultados con una asesoría para saber si puedes o no incluirlos en la declaración. Es importante que vayas con mucho ojo con esto porque si incluyes más gastos de los reales, estarás defraudando a Hacienda y, por tanto, te pueden multar.

 

Dejar una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *